Formación

Nuestras formaciones a la misión, profundizaciones y mucho más...

RELACIÓN DE JAVIER CON DIOS PADRE.- Voy a destacar algunos de los rasgos humanos y espirituales más sobresalientes de su personalidad, de su identidad creyente y misionera, poniéndolos en relación con la Trinidad, con ese Dios cristiano, misterio y manantial inagotable de comunión y de amor.

Seguir leyendo

La transfiguración de sus sueños. En su peregrinar geográfico, pero sobre todo interior, espiritual irá atravesando sucesivas etapas. La primera de ellas, la salida de su tierra y familia, aunque le siguen acompañando sus sueños humanos de gloria. Patrimonio, honra, riquezas dignas de su ascendencia y acordes con sus ambiciones personales y tal vez con su temperamento. En París se encuentra con Ignacio -15 años mayor que él- por el que, en un primer momento, no podía sentir más que displicencia, rechazo tal vez; enemigo de su familia, había combatido contra sus hermanos mayores. Sus enormes resistencias irán cediendo progresivamente ante la palabra evangélica repetida por Ignacio, al que finalmente considerará como su padre queridísimo. “... ya no conocemos a nadie según la carne” (II Cor 5, 16). Su vida cambia totalmente de rumbo, sus sueños, sus ideales se transfiguran y su gloria, a partir de este momento, será únicamente Jesucristo. Años más tarde desde Cochín escribirá a sus compañeros de Roma una célebre carta con referencias claras a su antigua universidad, criticando a quienes persiguen sus propios intereses y buscan “dignidades, beneficios y obispados” [1]. Texto que expresa muy bien su conversión. Sabía bien de lo que hablaba, puesto que él estaba destinado por tradición familiar a tener beneficios o dignidades, critica aquello a lo que él se sintió tan apegado en el pasado, que retrasaba su conversión, y de lo que él se ha despojado gracias a la misericordia divina. Ahora pertenece a una nueva familia que persigue otros intereses más altos y nobles, los intereses de Jesús de quien ellos son compañeros y enviados. 

Seguir leyendo

FRANCISCO JAVIER, PEREGRINO APASIONADO

“... en vida hizo maravillas, y en muerte, obras asombrosas” Eclesiástico 48, 14.

“Y creedme que los que a estas partes viniéredes, seréis bien probados para cuanto sois... No os digo estas cosas para daros a entender que es trabajosa cosa servir a Dios, y que no es leve y suave el yugo del Señor, porque si los hombres se dispusiesen en buscar a Dios, tomando y abrazando los medios necesarios para ello, hallarían tanta suavidad y consolación en servirlo, que toda la repugnancia que sienten en vencerse a sí mismo, les sería muy fácil ir contra ella, si supiesen cuantos gustos y contentamientos de espíritu pierden por no se esforzar en las tentaciones, las cuales en los flacos suelen impedir tanto bien y conocimiento de la suma bondad de Dios y descanso de esta trabajosa vida; pues vivir en ella sin gustar de Dios, no es vida, sino continua muerte” [1].

Seguir leyendo

COMUNIDAD DE MADRID
Ntra. Sra. de la Luz, 40 bis
CP. 28025 Tfno: 91 466 16 50

COMUNIDAD DE MURCIA
c/Las Palmas, 5- 1º (Ed. Salinas)
CP. 30009 Tfno. 968 29 29 79

Misioneros Javerianos en España
Copyright © 2018